Ruta Pozo do Arco, cascada da Bugalleira y Pozas de Loureza

Una maña fantástica de marcha, donde el día nos acompañó desde el principio hasta el final . Disfrutamos de una ruta donde el agua y más concretamente el río Tamuxe es el protagonista. Por el camino tanto si elevas la vista como si ves hacia abajo el vertiginoso y ruidoso descenso de las aguas te hipnotiza y atrapa. En ciertos momentos el agua se serena y forma refrescantes pozas que bien invitan a un bañito.

El Tamuxe, también llamado llamado Río Carballas es afluente del Miño y aquí baja encajonado formando cascadas y pozas para delicia de todos los que por allí se acercan.

Nunca me cansaré de caminar por rutas como ésta y sobre todo admirar esta obra de la madre naturaleza. Todo ello en un entorno lleno de magia, que es una auténtica alegría, para la vista y el espíritu.

¡¡VOLVEREMOS!!